0,00 €

Crydom

Documentación y Herramientas

Enlaces de Interés

Home Crydom

Aplicaciones/Utilidades

Aplicaciones de los SSR

Motores
Todos los motores necesitan algún tipo de conmutación para control.
Los SSR ofrecen alta fiabilidad frente a los contactores electromecánicos.

Conmutación de solenoides
Máquinas expendedoras de productos (alimentación y bebidas)

Control de temperatura
Máquinas de café comerciales
Equipos de alimentación - comercial / industrial
Industria plástica - extrusión / termoformas
Industria plástica - secado
Empaquetado
Seguimiento de temperaturas
Equipos de limpieza industrial
Equipos de soldadura

HVAC
Control de compresores
Control de corrientes de aire
Control de conductos de aire
Equipos anticondensación

Sistemas de control de iluminación Escenarios fijos/móviles
Señales de tráfico
sistemas de información en autovías
Ascensores y escaleras mecánicas
Apertura de puertas automáticas

Aplicaciones de alta fiabilidad Equipos médicos
Conmutación sin ruido
Bajas interferencias electromagnéticas

Terminología



SCR: semiconductor de silicio utilizado para convertir la alimentación a.c. en d.c., también usado para controlar o rectificar la potencia a.c. en semiconductores.

Diodo: semiconductor que deja pasar la corriente en un sentido, pero no en el otro.

Rectificador: semiconductor utilizado para convertir la alimentación a.c. en d.c. Deja pasar la corriente en un sentido, pero no en el otro.

Elemento discreto: componente encapsulado o no, por ejemplo resistencias, condensadores, transistores, diodos...

Disipador: material con buenas características de conducción o disipación de calor que se añade a los dispositivos para mantenerlos a la temperatura de funcionamiento adecuada.

Disparo: activación de un SCR a través de su puerta.

Tiristor: dispositivos semiconductores como por ejemplo SCR, triacs...

Ánodo: terminal positive de un SCR o diodo con respecto al cátodo o a la puerta Cátodo: terminal negativo de un SCR o diodo con respecto al ánodo.

Tiempo medio entre fallos (MTBF)



El tiempo medio entre fallos (MTBF) en un relé de estado sólido es algo complicado de calcular.
A diferencia de lo que ocurre en el caso de los relés electromecánicos, hay muchas variables que influyen directamente en el tiempo de vida de un relé de estado sólido para una aplicación determinada.
Estas variables normalmente están relacionadas con las características eléctricas de la aplicación (corriente de carga, ciclo de trabajo, temperatura ambiente dentro del panel, transitorios de corriente...). Pero también hay que tener en cuenta consideraciones mecánicas (tipo de montaje, corrientes de aire, disipadores entre el relé y el panel...)

Por eso, lo que se proporciona es un valor de MTBF estimado, basado en un histórico de observaciones. Se tiene en cuenta el total de horas de funcionamiento de todos los dispositivos suministrados en dos años (suponiendo 8 horas diarias de funcionamiento durante 5 días a la semana) dividido entre el total de devoluciones recibidas por fallos en el funcionamiento en ese mismo periodo.
Para asegurar un margen de error adecuado, se supone que sólo un 10% de los dispositivos que fallan son devueltos al fabricante.

El resultado del MTBF calculado es de entre 2 y 40 millones de horas de funcionamiento sin fallos.

Comprobación del funcionamiento de un SSR



Para comprobar el funcionamiento de un relé de estado sólido, control d.c. todo lo que necesita es una batería de 9 V, una lámpara de 40-100 W y una fuente a.c. (por ejemplo la red eléctrica).

En el esquema se muestra la manera en la que se tienen que conectar los dispositivos. El polo positivo de la tensión d.c. (la batería) se conectará al terminal 3 del relé y el polo negativo se conectará al terminal 4. En el lado de la carga (terminales 1 y 2) estará la lámpara, conectada por un lado a la red y por el otro al terminal 2 del relé (también podría conectarse al terminal 1 ya que eléctricamente son equivalentes). El terminal 1 del relé se conectará a la red, para cerrar el circuito.

Cuando todas las conexiones estén hechas, la batería controlará el encendido/apagado de la lámpara. Aplicando los 9 Vdc se encenderá la luz y sin la batería, la lámpara se apagará. Si esto no es así, entonces lo más probable es que el relé esté dañado.

Nota: no se recomienda el uso de un voltímetro para comprobar un SSR ya que así, la tensión y la corriente tienen que disparar la salida del SSR no existen, por lo que se pueden hacer lecturas erróneas de los resultados.

Para comprobar el funcionamiento de un relé de control a.c. se puede aplicar el mismo método, con una tensión de control a.c. en lugar de d.c.


En el esquema se muestran las conexiones adecuadas:


Cuando el interruptor esté abierto, la lámpara estará apagada. Por el contrario, al cerrarlo la luz se encenderá.
Cualquier resultado diferente indicará fallo del relé.


© Amidata S.A. Avenida de Europa, 19, 28224 - Pozuelo de Alarcón - Madrid