Fusibles de Cartucho

¿Qué son los fusibles de cartucho?

Los fusibles de cartucho son un dispositivo de seguridad eléctrica de bajo coste que se utiliza para proteger los circuitos y aparatos eléctricos. Tienen forma cilíndrica y cuentan con un punto de contacto en cada extremo. Por lo general, los fusibles de cartucho están hechos de cerámica, vidrio o porcelana.

¿Cómo funcionan los fusibles de cartucho?

Los fusibles de cartucho contienen un pedazo de cable que se derrite cuando fluye demasiada corriente a través del circuito. Cuando el cable se funde, se rompe el circuito, lo que evita todo tipo de daños. Esto se conoce como quemar o fundir. En pocas palabras, cuando un fusible se quema, el circuito se rompe. Una vez que se ha fundido un fusible, es necesario reemplazarlo para que el circuito se complete de nuevo y permita el flujo de corriente.

Tipos diferentes

La mayoría de los fusibles de cartucho son de uso general y no presentan retardo de tiempo, sin embargo, algunas opciones de uso intensivo tendrán una función de retardo de tiempo que permite que los motores arranquen.

¿Por qué usar fusibles de cartucho?

Los fusibles de cartucho son una forma relativamente barata de proteger los equipos eléctricos de cortocircuitos y sobrecorrientes. Son increíblemente seguros ya que no producen llamas, arcos ni gas cuando se queman y rompen el circuito. Su velocidad de operación también es increíblemente rápida, ya que reaccionan casi al instante.

¿Qué fusible de cartucho se debería elegir?

Los fusibles de cartucho están disponibles en una gama de variantes de clasificación de corriente estándar. Al elegir el fusible correcto para su aplicación, debe elegir un fusible con una calificación nominal más alta que el dispositivo en el que se está utilizando. De este modo, si hay un ligero aumento de potencia inocuo, el fusible no se fundirá.

...
Read more Read less

Filtros

No han sido encontrados resultados para los criterios seleccionados. Por favor modifique los filtros seleccionados.